Custodia Compartida

Una vez hemos tomado la decisión de separarnos o divorciarnos, hay que iniciar los trámites judiciales y para ello necesitamos una serie de documentos que se deben aportar de forma obligatoria, ya sea un divorcio/separación de mutuo acuerdo o contencioso; y además, otra documentación que deberá aportarse, o no, en función de cada caso y la tramitación que se dé al procedimiento.

 

¿Qué documentos son los necesarios y obligatorios?

Obligatoriamente, sea un procedimiento de mutuo acuerdo (cuando las partes han llegado a un acuerdo) o contencioso (cuando es el Juez quién decide), se deben aportar al procedimiento:

  1. Certificado literal de matrimonio: este documento debe solicitarse en el Registro Civil donde se inscribió el matrimonio.
  2. Certificado literal de los hijos (si es que los hay): se solicita también en el Registro Civil donde están inscritos.
  3. Certificado de empadronamiento: debe solicitarse en el Ayuntamiento. Es necesario para saber qué juzgado será el competente para tramitar el procedimiento.
  4. Convenio Regulador y/o Plan de Parentalidad: en caso de divorcio/separación de mutuo acuerdo deberá aportarse el Convenio Regulador suscrito por las partes, y en caso de divorcio contencioso, debe acompañarse de una Propuesta de Plan de Parentalidad. El Plan de Parentalidad únicamente se aportará si hubiera hijos menores.

En caso de no estar casado y ser una pareja de hecho, los documentos reseñados serían los mismos, a excepción del Certificado literal de matrimonio que al ser pareja de hecho no existe.

 

¿Cuáles otros documentos pueden tener que aportarse al procedimiento? 

Cuando estamos ante un divorcio contencioso, sí que es necesario aportar documentación adicional, y esta documentación dependerá de cada caso en concreto. No obstante, alguno de los documentos más frecuentes son:

  1. Escritura de propiedad de la vivienda familiar: es frecuente que los cónyugues sean copropietarios de la vivienda familiar, entonces debe atribuirse el derecho de uso a uno de ellos, así como también puede solicitarse la división de la cosa común o en caso de que la vivienda sea alquilada, copia del contrato de alquiler.
  2. Escritura del préstamo hipotecario: es frecuente aportarlo, aunque el préstamo debe pagarse conforme el título de constitución, el juez no entra en ello.
  3. Copia del título de propiedad de todos los bienes en común de la pareja: importante si el régimen económico es el de gananciales, pues debe procederse a liquidar el mismo.
  4. Recibo comunidad de propietarios, IBI, basuras.
  5. Justificantes de gastos de los hijos: tales como de colegio, extraescolares, gastos de alimentación, ropa, calzado, suministros vivienda, farmacia, etc., a los efectos de acreditar el importe de pensión de alimentos que se solicita o para acreditar los gastos de los menores y la contribución de cada progenitor a sus gastos.
  6. Contrato de trabajo y nóminasde los miembros de la pareja, así como la declaración de renta y todo documento que pueda acreditar la posición económica de cada uno de los miembros de la pareja.
  7. Informe periciales: es frecuente aportar informe pericial en procedimientos de familia para determinar el régimen de guarda y custodiaen el caso de que los progenitores no estén de acuerdo en quien debe quedarse con los hijos.
  8. Informes del colegio de los menores.

 

Además de los documentos numerados, puede ser que deban aportarse algún otro documento, pero ya dependería de cada caso y de la estrategia procesal específica que se siguiera.

 

Si te ha gustado, comparte, gracias:

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies