Custodia Compartida

Si existe un procedimiento familiar previo sobre divorcio, separación o responsabilidad parental, en el que se han adoptado una serie de medidas, entre ellas que la patria potestad, tanto titularidad como ejercicio, siga siendo compartida por ambos progenitores, no se puede acudir a un expediente de jurisdicción voluntaria, salvo que se acredite que existen continuas y múltiples controversias en el ejercicio conjunto de esa patria potestad, en cuyo caso se podrá solicitar que se atribuya a un único progenitor el ejercicio exclusivo de la misma, lo cual se podrá hacer pero sólo por un periodo máximo de dos años y, una vez vencido ese plazo, habría que volver a revisar judicialmente la situación.

Lo mejor es mantener la titularidad compartida de la patria potestad, pues su privación inicialmente no genera beneficio alguno al menor, y solicitar vía modificación de medidas, con petición de modificación provisional de las mismas por otrosí de la demanda (art. 775 LEC), que el ejercicio de la patria potestad se atribuya en exclusiva a un progenitor. Se deberá acreditar para el éxito de esta pretensión todos esos incumplimientos y los beneficios que conllevara esa nueva medida a la hora de tomar decisiones que afectan al desarrollo integral del menor y a las decisiones del día a día (escolares, sanitarias, pasaporte, etc.).

Si te ha gustado, comparte, gracias:

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies